La Red Púrpura de Carmen Mola

La Red Púrpura de Carmen Mola

¡Buenos días! Lunes de nuevo. Es alucinante lo rápido que se me está pasando este año 2019. Hace nada nos comíamos las uvas y ahora ya casi que tenemos puesto el bañador. ¡Yo así no puedo! Bromas aparte, enfilando ya la segunda mitad del año y la época de calor y planes al aire libre, me he animado a leer la continuación de un libro que me leí el verano del año pasado. Es el turno de La Red Púrpura de Carmen Mola, continuación de La novia gitana.

Un día tórrido de verano la inspectora Elena Blanco, al frente de la Brigada de Análisis de Casos, irrumpe en la vivienda de una familia de clase media y llega hasta la habitación del hijo adolescente. En la pantalla de su ordenador se confirma lo que temían: el chico está viendo una sesión snuff en directo en la que dos encapuchados torturan a una chica. Impotentes, presencian cómo el sádico espectáculo continúa hasta la muerte de la víctima de la que, de momento, no conocen el nombre. ¿Cuántas antes que ella habrán caído en manos de la Red Púrpura? La BAC ha estado investigando a esta siniestra organización desde que salió a relucir en el caso de «la novia gitana».

Sí, hay que leer La novia gitana para poder entrar de lleno en La Red Púrpura. Dejamos la acción justo donde terminó su antecesora. Los policías de la BAC están investigando la llamada Red Púrpura, un entramado de violencia extrema que nace en la Deep Web. Las primeras averiguaciones le llevan a detener a un joven que estaba presenciando en directo la tortura a una joven a través de internet. ¿Qué y quiénes mueven la Red?

El equipo de la inspectora Elena Blanco avanza como puede en una investigación tremendamente difícil en la que es muy complicado tirar del hilo. Si a esto le sumamos que la propia Elena oculta mucha información a su propio equipo…¡Tenemos lío!

Zárate, Lucas, Mariajo, Orduño…vuelven a aparecer en esta novela en la que se plantean muchas preguntas sobre los límites. Los labores, los personales y hasta los humanos. Vuelve, como en La novia gitana, a ser una novela donde los detalles son crueles, donde las descripciones a veces son demasiado explícitas pero todo ello ayuda, más si cabe, a entrar de lleno en el entorno de la Red Púrpura.

Sobre la trama, lo cierto es que me ha gustado. El tema de la red oscura, de los límites de internet o de la organización criminal siempre me han llamado mucho la atención en esta clase de novelas. Si bien es verdad que como conjunto pesa mucho la parte personal, está que mueve a la inspectora a investigar y querer saber más sobre Lucas, a mi en conjunto la novela me ha gustado bastante.

No os cuento más y os animo, cómo no, a descubrir esta red de crimen en la que sí he echado en falta algo más de explicación final. Son 400 páginas de investigación y luego todo se resuelve en las últimas 30 páginas. ¡Tengo preguntas y quiero respuestas! Espero encontrarlas en la próxima entrega.

Carmen Mola (Madrid, 1973) es un pseudónimo. Se dice que nadie sabe realmente quién está detrás de este nombre. En cualquier caso, y según la editorial, Carmen Mola es profesora de Universidad y vive en Madrid con su marido y sus tres hijos. La novia gitana fue su primera novela.

En definitiva, a mi La Red Púrpura de Carmen Mola me ha parecido una buena novela policíaca que mantiene ese punto extremo que ya vimos en La novia gitana. Una buena continuación para una saga que parece que va a perdurar en el tiempo.

Por mi parte tenéis más que recomendada La Red Púrpura de Carmen Mola. Ya me diréis si os apetece o no. ¡Feliz semana!

Editor: Alfaguara

Fecha de publicación: 2019

Colección: Narrativa Española

Nº de páginas: 432 págs.

ISBN: 9788420435572

Precio: 19,89€

Marina Ortega

16 Comments

  1. Responder

    Carla

    6 junio, 2019

    No he leído el anterior así que no me planteo este de momento
    Besos

    • Responder

      Marina Ortega

      6 junio, 2019

      Bueno si te animas y te gusta La novia gitana, ya sabes con cuál seguir

  2. Responder

    Mª Ángeles Bk

    5 junio, 2019

    Yo soy de las que la ha disfrutado, no al nivel de La novia gitana pero es una buena novela. Pero, ¿hay más entregas? Tenía entendido que eran dos solo.
    Besos

    • Responder

      Marina Ortega

      6 junio, 2019

      A mi me da la impresión que sí pero, sinceramente, no lo sé

  3. Responder

    Irunesa

    4 junio, 2019

    Coincidimos en impresiones aunqueyo pensaba que no habría continuación, para mí queda todo bastante cerrado. Quizás una precuela? Eso lo veo más.
    Un beso

    • Responder

      Marina Ortega

      4 junio, 2019

      ¿Sí? Yo siempre pensé que habría otro más y ahora, después de leer este, me queda claro que habrá más entregas

  4. Responder

    margari73

    3 junio, 2019

    Están gustando mucho estos libros, pero no termino de animarme.
    Besotes!!!

    • Responder

      Marina Ortega

      4 junio, 2019

      ¿Y eso?

  5. Responder

    Manuela

    3 junio, 2019

    Me ha parecido entretenida y me ha gustado, pero no tanto como la primera.
    Besos.

    • Responder

      Marina Ortega

      4 junio, 2019

      Me ha pasado algo parecido pero lo he disfrutado mucho

  6. Responder

    Norah Bennett

    3 junio, 2019

    Pues no. Como se suele decir, para muestra un botón. Aunque reconozco que he ido a la librería para saber cómo acababa el entuerto y bueno. Supongo que hay inspectora para rato. Cuando leo que te ha gustado bastante siempre pienso que bien pero podía haber sido mejor.
    Besos

    • Responder

      Marina Ortega

      4 junio, 2019

      Eso es. Siempre puede ser mejor. Bueno, casi siempre

  7. Responder

    De lector a lector

    3 junio, 2019

    Beatriz ha leído la primera y no creo que tarde en leer ésta que hoy nos traes y yo tengo las dos pendientes que quiero leer este verano. Besos

    • Responder

      Marina Ortega

      4 junio, 2019

      Lecturas perfectas para el verano 🙂

  8. Responder

    Aylavella

    3 junio, 2019

    Me gustó, pero es cierto que esperaba un poco más, se me hizo algo previsible.
    Besos

    • Responder

      Marina Ortega

      4 junio, 2019

      ¿Sí? A mi al principio me gustó algo menos, luego ya sí que hizo disfrutar

Deja un comentario

RELATED POSTS